• OMIC Alhaurín de la Torre
  • Publicidad

    El Copo. Olfato y gusto


    Ya se sabe que el trípode sobre el que descansa el “bicho” de marras está conformado por fiebre, molestia en la garganta y tos seca; a estos tres elementos, según últimas noticias, hay que añadir la falta de “olfato” y “gusto”.

             Por ahora mi tos no es seca -gracias al tabaco que, por cierto, sigo consumiendo-, no me duele la garganta y tampoco existe asomo de fiebre. Oler, lo que se dice oler como buen husmeador que fui, no va mal del todo y ello puede ser un problemón porque puedo olfatear lo que es amistad y no, el amor lo percibo hasta en los ojos de las personas que me aman y amo, y el gusto, oh el gusto, se instaló en mis adentros desde que leí a Pessoa o a Federico, y distingo perfectamente el sabor de una sardina a la plancha de aquel que desprende una cigala en su punto.

             Dudo sin embargo de la existencia de esos dos sentidos en nuestros gobernantes porque no supieron olfatear a tiempo, y datos poseían, la que se nos venía encima; no quiero decir que pudiesen erradicar el “coronavirus”, pero si aliviar su contagio o ponerle alguna cortapisa; pero ¡ea!... ancha es Castilla, pensaron, y se equivocaron de “pe” a “pa”.

             Y el “gusto” lo tienen totalmente bloqueado; una pena este numerito que estamos viendo y viviendo de menear las heces para ver quien es el culpable, que si la derecha lo es por haber privatizado parte de lo público, que si es la izquierda por creer que tiene el patrimonio de la verdad, que si la comunidad tal y que no se enteran que España, en su conjunto, es un cementerio salpicado de cadáveres.

             Creo que el gobierno, también los gobiernitos comunitarios, carece de los cinco sentidos: ver la realidad, oír los lamentos, tacto en estos momentos de unión, falta de olfato político y solidario, y una sordera lamentable ante los aullidos de las ambulancias.

     

     

    Comentarios
      No hay comentarios
    Añadir comentario
    - campo obligatorio (*)

    Normas de uso
    • Esta es la opinión de los internautas, no de El Faro de Málaga
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.