Publicidad

La crisis sanitaria del COVID-19 multiplica en marzo la tarea de los Servicios Operativos de Alhaurín de la Torre


La Concejalía de Servicios Operativos del Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre ha dado a conocer el balance de actuaciones e incidencias registradas durante el mes de marzo que, como es lógico, ha estado marcado de forma abrumadoramente mayoritaria por las tareas derivadas de la crisis sanitaria del COVID-19. Desde que se decretó el Estado de Alarma el día 14, y siguiendo todas las recomendaciones y decisiones del Comité Municipal de Seguridad y Seguimiento del Coronavirus, basadas a su vez en las del Ministerio de Sanidad y la Junta de Andalucía, el Área que dirige Prudencio Ruz experimentó una radical reestructuración del personal de los distintos departamentos que la conforman, a fin de establecer un plan de trabajo dirigido a potenciar el refuerzo del servicio de Limpieza Viaria y Residuos Sólidos Urbanos. Su principal ocupación ha sido el programa estable de fumigación, desinfección y limpieza de las zonas más concurridas del casco y centro histórico, ensanche, urbanizaciones residenciales, barriadas, parajes rurales, pedanías y cualquier otro núcleo de población del término municipal.

Las actuaciones, como hemos venido publicando durante estas últimas semanas, se han centrado en las fachadas de supermercados, farmacias y tiendas de primera necesidad, gasolineras, paradas de autobús, contenedores, mobiliario urbano, así como aquellas vías más transitadas.

También dentro de la propia dinámica de trabajo de los Servicios Operativos debido a las nuevas necesidades por la crisis sanitaria, se ha reforzado la limpieza de edificios públicos, con una inversión que supera los 100.000 euros en la obtención de máquinas Ecofrog ecológico Pro Model, que basan su proceso de desinfección en ozono por agua y que se han instalado en la totalidad de instalaciones municipales. Para realizar dichas tareas de limpieza también fue necesario reorganizar y dimensionar la plantilla destinada a este departamento.

El resto de departamentos adscritos a la Concejalía también se han visto afectados y su personal redistribuido en función de las necesidades. Desde Servicios Operativos, por ejemplo, se han potenciado las diferentes campañas de entrega de alimentos y productos de primera necesidad y sanitarios que otras áreas  han llevado a cabo por muchos domicilios del municipio. Se han realizado igualmente tareas de coordinación así como transporte de materiales de todo tipo, sin olvidar, como es lógico, la presencia de operarios municipales durante el periodo de fuertes lluvias de marzo, con limpieza de cauces y arroyos y acondicionamiento de areneros, además de la limpieza y mantenimiento general de la vía pública, junto con Aqualauro y el apoyo de Protección Civil y Bomberos.

Ninguna de estas tareas descritas forma parte del habitual repaso a las incidencias atendidas por los distintos canales a requerimiento de los vecinos o relacionadas con la atención de eventos, ya que éstos fueron suspendidos desde el día 8 en adelante. Todo ello, además de las limitaciones anunciadas por el Estado de Alarma, ha repercutido en un importante descenso del número de incidencias: si en febrero se contabilizó un total de 440 y una cobertura de 23 eventos, en marzo  la gestión de partes ha sido de 227, de la forma en que sigue:

Línea Verde: 154 (4,96/día).

Servicio de diagnóstico interno: 30.

Partes externos (llamadas telefónicas a SS. OO., Registro General, peticiones de particulares, centro sociales, consultas en redes sociales, etc: 33.

Además, se ha intervenido en un total de 10 eventos, todos ellos realizados antes de la puesta en vigor del Estado de Alarma.

De las 227, se han resuelto favorablemente,193, lo que implica un 85,02 % de las mismas, manteniéndose por tanto esa línea próxima al 90% del último semestre.

La diversificación de vías de comunicación y, sobre todo, la coordinación interna a la hora gestionarlas y asignarlas a los grupos de trabajo, han seguido permitiendo una dinámica de trabajo más eficaz y directa, por su enorme capacidad de adaptación a los hábitos de la ciudadanía, aunque marzo, insistimos, ha sido un mes bastante poco habitual por la crisis del coronavirus, que también ha requerido un altísimo nivel de autoexigencia y generosidad para adelantarse a posibles avisos.

El edil responsable del Servicios Operativos, Prudencio J. Ruiz, quiere felicitar públicamente a todos y cada uno de los empleados de su área en particular, del Ayuntamiento en general y de las empresas auxiliares, por su enorme esfuerzo en estas semanas tan complicadas, para tener al municipio “en perfecto estado de revista”. También quiere agradecer la comprensión y paciencia de la ciudadanía y, por supuesto, a las generosas donaciones y muestras de solidaridad de muchas personas, empresas y colectivos. “Todo suma y todo aporta y creo que tanto la institución como la ciudadanía hemos estado y seguiremos estando a la altura de las circunstancias tan duras que nos ha tocado lidiar”, concluye.

 

 

 

Comentarios
    No hay comentarios
Añadir comentario
- campo obligatorio (*)

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Faro de Málaga
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.