Publicidad

Comienzan los trabajos para construir el nuevo pabellón deportivo de Pinos de Alhaurín


Ya han comenzado los trabajos para dotar a Alhaurín de la Torre de un nuevo pabellón polideportivo, gracias al proyecto impulsado impulsado por la Fundación Social y Medioambiental Las Canteras, en colaboración con el Ayuntamiento. En la mañana de hoy se ha firmado el acta de replanteo, que marca el inicio oficial de las obras, aunque días atrás ya se acometieron las primeras tareas con el acondicionamiento y vallado de la parcela.

El alcalde y presidente de la Fundación, Joaquín Villanova, ha visitado el solar, junto con el gerente de esta entidad, Luis Bravo, y los profesionales técnicos y arquitectos autores del proyecto. El contrato fue adjudicado en su momento a la empresa Africana de Contratas y Construcciones (ACC), que presentó la mejor propuesta económica en el concurso convocado a tal efecto.

El pabellón se levantará sobre una parcela de equipamiento en la urbanización Pinos de Alhaurín, entre las calles Marbella, Periana y Pizarra. Se trata de un emplazamiento privilegiado, con excelentes vistas al Valle del Guadalhorce, para el que se ha redactado un proyecto que minimizará el impacto visual del edificio, aprovechando el desnivel existente.

La Fundación y el Ayuntamiento ya firmaron un convenio para la cesión del suelo y la urbanización de la zona. Pese a tratarse de un contrato privado y un procedimiento negociado sin publicidad, se intentó dar la mayor transparencia y concurrencia posible. La oferta escogida incluía mejoras valoradas en 155.835,94 euros. El plazo de ejecución es de 9 meses, con una prórroga de un mes por posibles imprevistos.

RESUMEN DEL PROYECTO

El pabellón polideportivo de Pinos servirá para aumentar la oferta de equipamientos públicos para el ocio y disfrute de toda la ciudadanía. El diseño plantea un espectacular recinto que podrá utilizarse no solo para actividades deportivas, sino también para actos culturales o de otro tipo, desde charlas a pequeños espectáculos, para lo cual será el único pabellón de Alhaurín con insonorización. Una vez terminada la obra, será cedido al municipio para que pase a formar parte de la oferta pública deportiva de la localidad.

Contará en concreto con una pista central susceptible de dividirse en dos (para la práctica simultánea de partidos de baloncesto u otras modalidades), gradas (inferior o superior) con capacidad para hasta 268 espectadores, sala de musculación y sala de aeróbic (u otras actividades), así como cinco vestuarios, aseos, almacén, dependencias auxiliares y zona de aparcamientos en el exterior.

El edificio, distribuido en dos plantas, tendrá una superficie construida de 2.221,47 metros cuadrados, aunque se ha diseñado para minimizar su impacto en el entorno, aprovechando el desnivel de la parcela, produciendo que su altura sea menor incluso que la de algunas viviendas de la urbanización. La cota del proyecto se corresponde con la zona más baja del solar, con acceso directo desde el acerado circundante.

Para la cubierta, se empleará un sistema inclinado no transitable mediante panel 'sandwich' y piezas traslúcidas intercaladas para aportar la iluminación natural. El diseño permitirá aprovechar al máximo la luz y contará con un sistema de captación de energía solar, aunque se habilitará almacenamiento de agua caliente sanitaria.

La creación de un proyecto singular de estas características era uno de los compromisos de la Fundación que preside Joaquín Villanova, con los objetivos de complementar la oferta deportiva en Alhaurín y animar a las personas de todas las edades a integrar el deporte en su vida cotidiana. La elección de este emplazamiento responde a la escasez parcelas deportivas en las inmediaciones y a la buena integración de esta parcela en el municipio, al ocupar un entorno de baja densidad de población y edificación, con existencia de superficie para aparcamiento y buenas comunicaciones.

El edificio tendrá forma de trapecio rectángulo y espacio exterior a modo de terraza, así como acceso rodado para vehículos, para posibles montajes o para casos de emergencia. Además, se integrará perfectamente en la parcela, que se limpiará y adecentará para potenciar su uso como zona verde de esparcimiento y recreo.

PLANTACIÓN DE 300 ÁRBOLES

Por otro lado, la Fundación Social y Medioambiental Las Canteras se ha comprometido a plantar unos 300 árboles, para compensar los que se han tenido que retirar por el acondicionamiento de la parcela, la mayoría pinos sin especial valor medioambiental. Se cumple así con el requisito puesto en el informe favorable condicionado del Ayuntamiento, que exigía la plantación de al menos dos árboles autóctonos de clima mediterráneo para que el patrimonio verde no sufriera menoscabo, en cumplimiento con la Ordenanza de Promoción y Conservación de Zonas Verdes. En vez de dos, se plantarán cuatro por cada unidad retirada en las ubicaciones que plantee el Consistorio. La idea es hacer coincidir la plantación con una campaña de sensibilización medioambiental con los colegios en la próxima primavera.

 

 

 

Comentarios
    No hay comentarios
Añadir comentario
- campo obligatorio (*)

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Faro de Málaga
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.