Publicidad

El Copo. Va por ti, Celia Villalobos


Celia tiene sus defectos y virtudes como todo quisque, pero en ella, hoy día, son más sonoros los primeros y permanecen más en la memoria por sus extravagancias; cómo olvidar la andanada que le endiñó a su chófer Paco por retrasarse o cuando la pillaron con su tabla jugando a no sé qué mientras ejercía de presidenta del Congreso.

 

         Ahora, con la victoria de Casado, y tras apoyar ella a Soraya, las críticas han vuelto a arreciar sobre ella por su apoyo a la exvicepresidenta y las críticas políticas a algunas intervenciones del entorno del nuevo presidente del PP que, por cierto, las comparto.

 

         Parece desahuciada y tal vez sea así, pero el PP, a no ser que tenga muy mala memoria, debe procurar que ello no suceda. A ella, y nada más que a ella, se debe el auge del PP en Málaga y provincia; por ello es bueno refrescar el coco.

 

         En 1979 el inolvidable Pedro Aparicio ocupó la alcaldía de Málaga en coalición con el PCE y PSA; en las siguientes legislaturas barrió “esta ciudad que todo lo acoge y todo lo silencia” con mayorías absolutas hasta el año 1995 en que, debido a la crisis del PSOE, no se presentó; por parte del PP la candidata a ocupar “La Casona del Parque” fue Celia que obtuvo quince concejales, quedándose a uno de alcanzar la mayoría absoluta. No funcionó el pacto de izquierdas entre PCE (nueve concejales) y PSOE (7 ediles); gobernó, por tanto, con una mayoría minoritaria y en ese quehacer le acompañaba el actual alcalde Fcº de la Torre, fichado por “la dama roja del PP como independiente. Llegado el año 1999, y con la misma collera, “la” Villalobos” arrasó en Málaga con una espléndida mayoría absoluta.

 

         Marchó a Madrid para ejercer de ministra de Sanidad -para qué hablar de la crisis de las “vacas locas” y del espinazo”- quedándose De la Torre con la función de alcalde de la Villa donde monte y mar se aúnan como en ninguna parte. Desde entonces el Ayuntamiento de Málaga está en manos del PP -echen la cuenta-, y gracias a ello, y a ella, nacieron políticamente los que hoy mangonean el Partido Popular, desde Juanma Moreno a Elías Bendodo y tantos otros y otras.

 

         No sean frágiles de memoria, por favor, no sean desagradecidos.

Comentarios
    No hay comentarios
Añadir comentario
- campo obligatorio (*)

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Faro de Málaga
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.