Publicidad

Más de 50 personas participan en la conferencia de la experta en igualdad y adolescencia Carmen Ruiz


Ayer tuvo lugar en el salón de actos del Centro Municipal de Información a la Mujer (CMIM) de Alhaurín de la Torre la charla 'Los peldaños del amor: la violencia de género en adolescentes', protagonizada por la socióloga Carmen Ruiz Repullo, y que contó con la organización de la Concejalía de Igualdad y Bienestar Social del Ayuntamiento. Al acto asistió la propia concejala del Área, Isabel Durán, las presidentas y directivas de las asociaciones de mujeres de la localidad, representantes de otros colectivos y personas a título particular, en un numero superior al medio centenar. La ponencia transcurrió en formato charla-coloquio en mitad de un ambiente muy distendido y donde el público interactuaba con frecuencia.

Carmen Ruiz apoyó con numerosos datos estadísticos el impacto de la violencia de género en los adolescentes y su repunte, explicó los modelos que existen de hombres y mujeres y lo que hay detrás de una relación entre adolescentes. También dedicó parte de su intervención a diseccionar el perfil del 'chulito' como sinónimo de atractivo para las jóvenes, con consecuencias muy negativas, y apostó por ir erradicando la preasignación de roles por sexo desde temprana edad.

Al finalizar el acto, la concejala hizo entrega de una torre conmemorativa de la ciudad a la socióloga en agradecimiento por la ponencia y por los talleres realizados los días 20 y 21 de marzo en los distintos institutos del municipio.

Como se recordará, Ruiz Repullo, experta en adoescencia e igualdad, fue autora de un texto llamado 'Historia de Paepa y Pepe', que inspiró el año pasado un cortometraje producido por el alumnado del instituto de Secundaria Capellanía, estrenado con ocasión del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, en noviembre pasado. Aquella historia narraba las experiencias de una pareja de jóvenes en la que el chico va coartando paulatinamente la libertad de la chica, con gestos al principio micromachistas e invisibles, que van in crescendo (celos, chantajes emocionales, control férreo de movimientos...), subiendo peldaños de forma simbólica y derivando, casi sin darse cuenta, en un auténtico y reconocible caso de violencia de género.

 

 

 

 

Comentarios
    No hay comentarios
Añadir comentario
- campo obligatorio (*)

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Faro de Málaga
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.