Publicidad

Multitudinaria inauguración de la ampliación del Cementerio Municipal en el Día de Todos los Santos


En la mañana de hoy martes, 1 de noviembre, ha tenido lugar el solemne y respetuoso acto de celebración del Día de Todos los Santos en el Cementerio Municipal 'Virgen del Carmen' de Alhaurín de la Torre, en una jornada en la que también se ha producido la inauguración oficial de las obras de ampliación y mejora ejecutadas por el Ayuntamiento en el recinto. El alcalde, Joaquín Villanova, ha presidido el acto, acompañado por miembros de la Corporación Municipal, autoridades locales y numerosos vecinos, que han querido conocer de primera mano las renovadas instalaciones del Parque Cementerio, entre las que destaca el nuevo tanatorio, con dos salas que se suman a las dos anteriores y que vienen a duplicar la capacidad del servicio.

Villanova ha destacado la inversión realizada en este equipamiento, alrededor de 600.000 euros, y ha tenido también palabras de recuerdo para los seres queridos que ya no están con nosotros. “Cuando mi madre falleció tuvimos que hacer el responso en la explanada de la entrada del cementerio, al estar las salas y la iglesia ocupada. Y es difícil de llevar el darle el último adiós a tu madre en medio de la calle; por eso, creo que era necesario e importante, sobre todo por el gran crecimiento que ha sufrido nuestro pueblo, agrandar nuestro Parque Cementerio y que nadie tuviera que pasar un mal rato al despedirse de sus seres queridos”, ha destacado.

A lo largo de toda la mañana, muchas personas han pasado por el cementerio para llevar flores a sus difuntos, en una estampa habitual cada 1 de noviembre. El camposanto presentaba su mejor cara, tras los retoques realizados días atrás por los Servicios Operativos, incluyendo tareas de pintura, jardinería y arreglos, tanto en la parte más antigua como en la más moderna. Las obras que ha ejecutado el Consistorio han incluido la creación de un nuevo acceso peatonal con escaleras a través de la calle Prolongación del Arroyo Blanquillo, así como la instalación de una gran cubierta de madera en la entrada por la calle Gustavo Adolfo Bécquer.

Los asistentes han podido conocer el edificio del nuevo tanatorio, que cuenta con tres plantas en las que se distribuyen el almacén y las dos tanatosalas, perfectamente equipadas. También ha tenido lugar la ya tradicional ofrenda floral en el monumento a todas las víctimas de la Guerra Civil. Villanova ha expresado la importancia de “cerrar heridas” de este capítulo de la historia de España. Posteriormente, el primer edil junto con los concejales del equipo de gobierno, ha acudido a la capilla del camposanto para participar en el Besamanos de Nuestra Señora de Luz y Ánimas, que celebra su onomástica. La comitiva municipal ha depositado un ramo de flores y ha realizado asimismo las tradicionales ofrendas a Jesús Caído y la Virgen de la Amargura, que se encuentran en este mismo lugar todo el año.

DETALLE DE LAS OBRAS DE AMPLIACIÓN DEL CEMENTERIO

El conjunto de toda la actuación, sumando el edificio nuevo del tanatorio, el acceso a la calle del Arroyo Blanquillo y la pérgola, ocupa unos 800 metros cuadrados de superficie construida, y queda perfectamente integrado dentro del recinto del camposanto y conectado con el módulo de las otras dos tanatosalas construido en 2002 y reformado en 2013. La gran cubierta de madera sirve para realzar la entrada y para dar cobijo al espacio entre la parte antigua y la parte moderna. Toda la actuación ha sido ejecutada por la empresa Albaida Infraestructuras S. A., adjudicataria del concurso público, conforme al proyecto redactado y supervisado por la Concejalía de Obras e Infraestructuras.

La apertura del nuevo acceso también ha dado lugar a nuevo espacio urbano público que une las calles Gustavo Adolfo Bécquer y la Prolongación del Arroyo Blanquillo de forma peatonal, al incluir una pequeña plaza con bancos por la que se comunicarán ambas calles por medio de la escalera. En cuanto al edificio del tanatorio, cuenta con tres plantas que albergan las salas para velatorios y cámaras refrigeradas así como un espacio para almacén, aparcamiento de vehículos municipales y vestuarios. Cada una de las nuevas salas cuenta además con cocina, baño y áreas de descanso equipadas con cómodos sofás.

Otro de los elementos más llamativos es un jardín vertical que decora la entrada a uno de los nuevos pabellones, y para el cual se han utilizado palés reciclados. Asimismo, se han colocado dos grandes carteles informativos (uno para el Tanatorio y otro para el Parque Cementerio) y un gran escudo de granito en el suelo de la entrada exterior.

 AMPLIO REPORTAJE FOTOGRÁFICO AQUÍ

 

 

 

Comentarios
    No hay comentarios
Añadir comentario
- campo obligatorio (*)

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Faro de Málaga
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.